Descubre por qué la ARTEMISA es una verdadera alternativa a las medicinas: Propiedades y Beneficios que debes conocer

Beneficios y propiedades de la Artemisia: planta medicinal y curativa

Si tomas una infusión de esta planta medicinal y curativa a diario, despídete para siempre del consumo excesivo de pastillas como analgésicos y antiinflamatorios. Esta planta, conocida como Artemisia, posee grandes propiedades y beneficios para nuestra salud, demostrados científicamente y utilizados durante siglos en la medicina tradicional China.

Propiedades medicinales y curativas de la Artemisia

La Artemisia es una planta que tiene muchas propiedades y beneficios para la salud. Entre ellos, destacan:

  • Antioxidante y neuroprotectora: previene el envejecimiento celular y el deterioro cognitivo asociado al envejecimiento.
  • Antiinflamatoria, antiviral, antifúngica, antibacteriana y antiparasitaria: combate infecciones, alergias, asma, erupciones cutáneas y parásitos intestinales.
  • Antitumoral y anticancerígena: destruye las células malignas sin afectar a las sanas.
  • Estimula el apetito, mejora la digestión y alivia el estreñimiento ocasional.
  • Tratamiento de dolores menstruales.
  • Tratamiento de la malaria.

Cómo cuidar la Artemisia

Si quieres tener Artemisia en casa, es importante saber cómo cuidarla adecuadamente. Puedes tenerla tanto en maceta como en jardín. En el caso de la maceta, elige un recipiente amplio y profundo, ya que sus raíces se desarrollan mucho. Es recomendable colocarla al sol directo, aunque también crece bien en semi sombra con al menos 6 horas de luz al día. La Artemisia necesita poca agua, ya que retiene mucha humedad en sus hojas. Simplemente humedece un poco el sustrato de la maceta.

No necesita abonados, ya que crece en cualquier tipo de suelo, pero en primavera puedes aplicar algún abono orgánico una vez al mes durante su fase de crecimiento y floración.

LEER  Descubre los Increíbles Beneficios y Propiedades de la Stevia para tu Salud en Casa

Tips para hacer infusiones de Artemisia

Si deseas hacer infusiones de Artemisia en casa, te enseñaremos tres trucos que te sorprenderán:

  1. No uses el microondas para calentar el agua. Caliéntala en un cazo y añádela a la planta, ya que el microondas puede afectar la extracción de los principios activos de las plantas medicinales.
  2. Machaca las hojas con un mortero antes de añadir el agua hirviendo para potenciar el aroma, el sabor y las propiedades de las plantas medicinales.
  3. Deja reposar la infusión durante 8 horas para realizar una maceración. El agua en contacto con la planta durante este tiempo potenciará aún más sus propiedades.

Si sigues estos consejos, tus infusiones de Artemisia serán más efectivas y sabrosas. ¡Ya no tendrás que depender de pastillas! Recuerda dejar tu like en el vídeo y suscribirte al blog para más contenido sobre plantas medicinales y consejos de cuidado. ¡Nos vemos en el próximo vídeo!

Deja un comentario