Descubre el abono casero más potente para tus plantas y flores: ¡No lo tires nunca!

Cómo hacer florecer tus plantas de forma natural con abono casero de tomate

Si te preguntas cómo hacer florecer tus plantas de forma natural, este abono casero para floración que voy a enseñarte es la solución que buscas.

Propiedades y beneficios del abono casero de tomate

Las pieles de tomate tienen muchas propiedades y beneficios para nuestras plantas. Con este abono casero, podrás hacer florecer orquídeas, geranios, espatifilo, cuna de Moisés, anturios, rosales e incluso árboles frutales y cítricos como los limoneros y naranjos.

Este abono casero es rico en macronutrientes esenciales para las plantas, como el potasio y el fósforo. También mejora la resistencia de las plantas a plagas y enfermedades debido a su alto contenido en vitaminas A, B, C y E.

Además, este abono casero ayuda a que las plantas tripliquen su tamaño y favorece un crecimiento saludable de las raíces.

Cómo preparar el abono casero de tomate

Para preparar el abono casero de tomate, necesitarás unos 100 gramos de pieles de tomate y un litro de agua.

  1. Coloca las pieles de tomate en un cazo con el litro de agua antes de que comience a hervir.
  2. Deja que las pieles de tomate hiervan durante un minuto o dos.
  3. Apaga el fuego y deja enfriar.
  4. Pasa la mezcla por una licuadora o batidora para asegurarte de obtener todos los nutrientes posibles.
  5. Pasa el líquido por un colador para eliminar los trozos de pieles.
  6. Mezcla una parte de concentrado de abono de tomate con dos partes de agua.
LEER  Reducir el colesterol y los triglicéridos: Descubre las plantas más efectivas y cómo cultivarlas en tu jardín

Con este abono casero, podrás regar tus plantas una vez cada tres o cuatro días para obtener resultados increíbles.

Cómo hacer un abono foliar con el concentrado de tomate

Para hacer un abono foliar, utiliza el concentrado de abono de tomate sin diluir y aplícalo sobre las hojas de las plantas. Esto ayudará a revivir plantas enfermas, curar hojas amarillas y secas, y proteger las plantas frente a plagas y enfermedades.

Las pieles de tomate contienen hierro y magnesio, nutrientes que contribuyen a la salud y apariencia de las plantas.

Conclusiones

El abono casero de tomate es una forma natural y efectiva de hacer florecer tus plantas. Tanto el riego con el abono diluido como la aplicación foliar del concentrado de tomate tienen beneficios para tus plantas.

¡Prueba este abono casero y descubre cómo florecen tus plantas!

Deja un comentario